Páginas

viernes, 1 de agosto de 2014

piruletas de merengue


Antes de irnos de vacaciones quería compartir con vosotros una gran noticia. Muchos quizás ya la sabéis tras haberla publicado en instagam , twitter y facebook pero como es tan importante para mí os la vuelvo a decir:
¡¡¡ Ya soy tía!!!!
Tengo una sobrinita muuuuy bonita que hoy cumple doce días.Qué pequeñita, ¿verdad? Es un tesoro que además se porta muy bien y nos ha traído felicidad a toda la familia.
Os traigo una receta infantil para celebrarlo de esta manera con todos vosotros, formó parte de los dulces de la babyshower que preparé para su llegada y que podéis ver aquí.




Receta para 6 piruletas:
100 gramos de clara de huevo
una pizca de sal
100 gramos de azúcar
100 gramos de azúcar glass
colorante alimentario en rosa y turquesa.
Non pareils de colores para decorar

Precalentamos el horno a 80º y forramos 2 placas de horno con papel sulfurado.

Ponemos las claras de huevo con la sal en el bol de nuestra batidora eléctrica y batimos a velocidad alta.Aseguraros de que el bol de la batidora no contiene grasa, de lo contrario no se montarán las claras.

A medida que las claras comiencen a espesarse agregamos el azúcar poco a poco , cuando esté bien integrado y el merengue casi listo, incluimos el azúcar glass lentamente y el extracto de vainilla.

El merengue estará listo cuando esté blanco, brillante y de consistencia firme.
Separamos dos partes iguales de la preparación y la mezclamos con el colorante alimentario para obtener así un merengue rosa y otro turquesa.

Colocamos una boquilla de estrella en 2 mangas pasteleras y llenamos cada una con un merengue de cada color.
Realizamos 3 rosetones por cada bandeja y colocamos una pajita decorativa como base de nuestra pirueta introduciendola hasta casi la mitad, así cuando el merengue se seque se nos quedará fija.

Introducimos  nuestras bandejas  ya preparadas con las piruletas de merengues en el horno precalentado y dejamos que se sequen durante 2 horas a 80º, apagamos el horno y las dejamos reposar otras 6 horas más. Las despegamos con cuidado con la ayuda de una espátula ;si estas bien secas saldrán perfectamente. Además si las guardáis en una caja de metal os aguantarán 3 meses estupendamente.



El único paso un poco delicado es conseguir una buena consistencia de merengue, ya que si queda demasiado líquido por no haber batido demasiado o haber batido en exceso no podremos formar correctamente nuestras piruletas. Aún con todo no es una receta complicada conque os animo a realizar vuestras piruletas de merengue y sorprender con este dulce que además de estar riquísimo es monísimo.

Como siempre os animo a comentar y compartir para saber vuestras opiniones, son clave para seguir adelante y seguir con ganas de enseñaros muchas más creaciones. Gracias siempre a todos por vuestro apoyo y ¡nos vemos en septiembre!

Cris